Type to search

Share

Pescadores de medianoche

Tras la rendición del Imperio de Japón después la Segunda Guerra Mundial, el país sufrió una época convulsa de cambios políticos. La monarquía absoluta fue abolida, lo que llevó a la separación de poderes; la soberanía nacional fue instaurada con una nueva constitución y quienes antes eran el enemigo, dícese Estados Unidos, ahora eran aliados en la reconstrucción del país.

De un Japón roto económicamente y en quiebra social, surgió el llamado milagro japonés, un periodo de crecimiento económico donde ocupó una posición de potencia comercial de primer orden.

Pero como bien dice el refrán, “para hacer una tortilla hay que romper varios huevos” y el fuerte desarrollo industrial tuvo una cara oscura alejada del éxito. Desde problemas medioambientales hasta sociales, con la aparición de marginados que nunca se beneficiaron de este desarrollo y quedaron atrapados en los engranajes del progreso.

Y es en este contexto, donde el genial Yoshihiro Tatsumi expone los dramas de los fracasados y perdedores en este genial manga titulado Pescadores de medianoche.

Portada Pescadores de medianoche

Autor: Yoshihiro Tatsumi
Editorial: Gallo Nero
Páginas: 200 B/N
Formato: Tomo A5 rústica (tapa blanda) con solapas
Precio: 19€

Sinopsis: La presente antología recoge nueve historias escritas entre 1972 y 1973 y seleccionadas por el mismo Tatsumi, maestro y fundador del gekiga. El mangaka que contó su vida en el premiado manga Una vida errante disecciona aquí el milagro económico japonés para desvelar las tensiones, los deseos y las angustias de millones de jóvenes que acudieron en masa a las ciudades y vieron sus sueños frustrados.
En sus historias, Tatsumi pone en escena la banalidad de la vida moderna y sondea las profundidades de la juventud perdida de los años setenta. Los pescadores de medianoche deambulan por clubes nocturnos, tristes suburbios y desangelados estudios sin baño… ser joven en aquel entonces no tenía nada de romántico.

Este recopilatorio recoge nueve historias creadas entre 1972 y 1973, y seleccionadas por el mismo Tatsumi, a lo que se le suma algunos comentarios previos sobre las historias que hizo para la editorial Landmark de Singapur.

Viñeta Pescadores de medianoche

El relato que abre el manga es el mismo que da título al recopilatorio, Pescadores de medianoche. En él, dos amigos buscan su camino para salir de la ciudad y mejorar su situación. Uno de ellos se dedica a acostarse con mujeres mayores a cambio de dinero; el otro, se tira a los coches simulando un atropello para luego cobrar una pequeña compensación por no avisar a la policía. Con este relato Tatsumi nos lanza una pregunta: ¿es la gran ciudad el lugar ideal para la gente joven?.

La historia que sigue tiene por nombre Bienvenido a casa, papá. En ella, un hombre de negocios ludópata, decide seguir jugando a los dados, pese a que la suerte no está de su lado. Tras apostar su empresa en una timba ilegal y perderla, decide en una última jugada apostar su propia casa. ¿Saldrá bien?.Como curiosidad podemos ver la herencia del bakuto (jugador itinerante japonés) en la yakuza actual.

El amanecer del porno, tercer relato, nos cuenta la vida de un mangaka que vive en un bloque de pisos de un barrio bajo. Tras encontrarse con su editor, este yéndose de vacaciones, decide dejarle su casa para que la cuide, pero con una única condición, que no abra una de las ventanas. Todo es lujo y glamour en la casa. Pero no todos en el barrio progresan igual, y esa ventana dará la respuesta.

La cuarta historia titulada Expreso de medianoche cuanta la historia de un joven que hereda unos terrenos a las afueras de la ciudad y hace de ello su máxima esperanza para cambiar de vida. En palabras del propio Yoshihiro Tatsumi: “se basa en el sueño de mucha gente joven de entonces de tener su propio terreno pensando que eso sería un seguro de vida “.

Mis tetas, relato que sigue, nos narra la historia de una mujer que realiza espectáculos de cama y la conexión con su público, intercambio que parece acabarse con la presencia de la policía, pero la pericia puede más que la ley. Recordemos que desde 1956 la prostitución y sus derivados, son ilegales tras la promulgación de la Ley Anti-Prostitución o Baishun Bōshi Hō. El palacio de la mujer continua este paseo por la decadencia moral de la sociedad japonesa, pero esta vez con un componente distinto. Ambientada en un futuro distópico, se publicó por primera vez en una revista de manga llamada SF Like, de temática ciencia ficción. En ella nos cuenta Tatsumi que el tiempo y la vejez pasa para todos, seas orgánico o no.

Llegamos a la recta final con tres relatos bien curiosos. La mujer de Yanagase trata sobre el regreso de una mujer que trabaja en el distrito rojo de Yanagase y regresa a su ciudad natal. Pero ese retorno no solo traerá consigo reencontrarse con su hermano, si no también con su pasado más oscuro. Apropiación indebida nos cuenta la historia de un basurero que tras una dura jornada de trabajo se encuentra un sobre con cinco millones de yenes. Debatiéndose entre si entregarlos o aprovecharse de ellos, vive un impactante momento que le hará tomar una decisión donde no habrá marcha atrás.

Y por último, el relato que cierra este recopilatorio, para mí el más poético y simbólico del manga, titulado El pez linterna nos narra la vida de una pareja que vive pasando penurias en los bajos fondos de la ciudad, cuando se cruza en sus vidas una chica de alta alcurnia. Subir de escalafón social es muy tentador, pero nada es gratis.

Viñeta Pescadores de medianoche

En resumen, estamos ante un autor único y olvidado, y eso que fue de los primeros en ser editados en español, al que se le debe mucho, pues fue motor de cambio en una industria que en sus inicios se enfocó al manga infantil. También estamos ante el trabajo exquisito de una editorial, Gallo Nero, que no solo ha realizado un trabajo magnífico en la edición, si no que se esfuerza en traer al mercado español el gekiga más inaccesible, como en el caso de su futura edición de Yoshiharu Tsuge y su manga Neji-Shiki, el cual está avalado por el mismísimo Alvaro Pons con esta frase: “La mejor historia corta de la historia de cómic”.

Pescadores de medianoche, toda una revelación de las miserias y de los caminos sin salida de un Japón perdido, pero también, una buenísima recopilación de historias en las que sumergirse y dar gracias de no ser ninguno de sus protagonistas.

Podéis adquirir el manga aquí: Gallo Nero

Tags:

La cosa de las cookies

Aunque a todos nos da un poco igual esto, la UE nos obliga a ponerlo. Si, usamos cookies, sin ellas no podemos mejorar el servicio ni darte el contenido que te interesa. puedes negarte a que las usemos contigo, si pasas de esto, entendemos que te la trae al pairo y aceptas. Si quieres leer más, haz click aquí.